#Argelia presentó su solicitud oficial de incorporación al #BRICS

#Economía #Cooperación #Comercio #Rusia #China #India #Sudáfrica

El Gobierno de Argelia presentó una solicitud oficial para la membresía al Brics (Brasil, Rusia, la India, China y Sudáfrica), comunicó la enviada especial para las alianzas internacionales del Ministerio de Exteriores argelino, Leila Zerrougui. La funcionaria recordó que el presidente, Abdelmadjid Tebboune, participó como invitado en la cumbre del Brics, celebrada en junio pasado. «Presentamos nuestra solicitud y tanto Rusia como China dieron la bienvenida a la adhesión de Argelia», dijo Zerrougui. Argentina también aspira a formar parte de la organización, y su candidatura ya ha sido apoyada por algunos de sus países integrantes. Arabia Saudita, Egipto, Turquía e Irán también esperan unirse al bloque.

Arabia Saudí se suma a Irán y Argentina para adherirse a #BRICS

Sigue en aumento la perdida de influencia de #EEUU y sus sabuesos de la #UE

Arabia Saudí expresa su interés para adherirse al grupo BRICS, ha informado el presidente de Sudáfrica tras regresar de una visita oficial al reino árabe.

“El príncipe heredero de Arabia Saudí, Muhamad bin Salman, expresó el deseo del reino de formar parte de los BRICS (un grupo de economías emergentes compuesto actualmente por Brasil, Rusia, La India, China y Sudáfrica)”, ha señalado este martes el presidente sudafricano, Cyril Ramaphosa.

En una entrevista concedida al radio local ABC, el mandatario ha recordado que Sudáfrica ocupará el cargo del presidente del BRICS en 2023 y estudiará la solicitud de Arabia Saudí que, según Ramaphosa, no es el único país que desea ser parte del bloque económico.

Ha asegurada que la cuestión de adhesión de Arabia Saudí, al igual que otros países como Argentina e Irán, se debatirá y se tomará una decisión al respecto.

Bricsa, ¿un sueño posible?

De concretarse la adhesión de Argentina, sería muy beneficioso para su economía doméstica, y también para la de la región, además de ser una estocada a los modelos neoliberales que intentan reavivarse en esa nación

La posible adhesión de Argentina al Brics (Brasil, Rusia, India, China y Sudáfrica) se ha puesto sobre la mesa desde hace más de una década; pero ahora parece estar más cerca, con el envío de la solicitud formal del presidente argentino, Alberto Fernández, a su homólogo chino Xi Jinping, quien tiene la presidencia pro témpore del bloque. 

Ante esta posibilidad hay varias interrogantes: ¿Necesita el Brics otro miembro pleno en Sudamérica? ¿Qué implicaciones geopolíticas traería esta afiliación, tanto para sus miembros como para Argentina? ¿Cuenta Argentina con las condiciones para integrar un bloque que incluye a las principales economías emergentes del mundo?

Las relaciones comerciales que mantiene Argentina con sus miembros pudiesen facilitar o entorpecer su entrada. De un lado, ya existen vínculos económicos sólidos, por lo que no es imprescindible una inclusión en el grupo para promover el comercio. Del otro, se avistan posibles confrontaciones comerciales. 

Hace siete años que la relación comercial de Argentina con Rusia tiene un saldo positivo para la nación sudamericana. En 2021 fue de 30 millones, según los datos del Instituto Nacional de Estadísticas y Censos (Indec).

La India es su cuarto socio comercial y el cuarto destino de las exportaciones nacionales, y China es actualmente el principal socio comercial argentino fuera de Sudamérica.

Por su parte, las relaciones económicas con Sudáfrica han adquirido un desenvolvimiento dinámico en los últimos años, mediante una fuerte expansión del comercio, las inversiones y las comunicaciones, significó la Cancillería argentina.

Brasil pudiese ser el socio más complejo en los intentos de adhesión. En primer lugar, Jair Bolsonaro y Alberto Fernández defienden modelos económicos diferentes –aunque eso pudiese cambiar, luego de las elecciones presidenciales en el gigante sudamericano. Pero también, ambos países son competidores en exportaciones de ciertos productos, especialmente de soja y carne.

Algunos expertos apuntan que la presencia de Argentina en el Brics podría menoscabar la posición de Brasil, al agregarse no solamente a otro país del mismo continente, que ya son partes de un mismo bloque como lo es el Mercosur, sino también a un competidor comercial en los principales mercados agroindustriales.

A esto se suma la actual situación económica de Argentina, que en el primer trimestre de este año incrementó su deuda externa, pues se situó en 274 355 millones de dólares, 6 488 millones más que en el cuarto trimestre de 2021.

En 2020, el pib de todos los países del Brics ascendió a aproximadamente 20,7 billones de dólares estadounidenses. Según las proyecciones del portal Statista, para el año 2026 las cifras deben llegar a alrededor de 34,2 billones de dólares.

El presidente argentino, Alberto Fernández, apuntó que los Brics son una excelente alternativa de cooperación frente a un orden mundial que viene funcionando para el beneficio de unos pocos, y lo reconoce como la institucionalización de un nuevo frente centrado en el desarrollo, lejos de la especulación financiera que tanto daño ha causado a nuestros países.

De concretarse la adhesión de Argentina, sería muy beneficioso para su economía doméstica, y también para la de la región, además de ser una estocada a los modelos neoliberales que intentan reavivarse en esa nación. Eso sí, las naciones occidentales enfilarían sus cañones contra Argentina, por alejarse del modelo económico hegemónico.

Aunque la concreción de un ¿Bricsa? resulta algo esperanzador, aún deben alinearse varios factores para que sea posible.

#Irán presenta solicitud de ingreso al grupo #Brics

Sigue debilitándose la influencia de #EEUU y sus lacayos de la #UE

El vocero de la Cancillería de Irán, Saeed Khatibzadeh, comunicó la decisión que ha sido bien acogida por Rusia.

El Gobierno de Irán presentó este lunes su solicitud de ingreso al grupo de países Brics  (Brasil, Rusia, India, China y Sudáfrica), una alianza de naciones económica y comercial, mientras aseguró que su entrada podrá aportar nuevos valores y posibilidades.

El vocero del Ministerio de Relaciones Exteriores de Irán, Saeed Khatibzadeh, comunicó la decisión que ha sido bien acogida por Rusia, aunque expresó la necesidad de establecer requisitos para los nuevos miembros.

En este sentido, el asesor presidencial ruso, Yuri Ushakov, afirmó que «somos positivos en cuanto a la posible expansión de esta asociación”, pero es necesario definir “los procedimientos y requisitos para los posibles candidatos a ingresar en el grupo Brics».

El vocero del Ministerio de Relaciones Exteriores de Irán, Saeed Khatibzadeh, comunicó la decisión que ha sido bien acogida por Rusia, aunque expresó la necesidad de establecer requisitos para los nuevos miembros.

En este sentido, el asesor presidencial ruso, Yuri Ushakov, afirmó que «somos positivos en cuanto a la posible expansión de esta asociación”, pero es necesario definir “los procedimientos y requisitos para los posibles candidatos a ingresar en el grupo Brics».

Sudáfrica ha sido el último país en incorporarse al bloque a inicios de la década pasada tras la invitación del entonces BRIC, que tuvo en cuenta su posibilidad de actuar como puerta de enlace con el resto del continente africano.

La semana pasada se realizó, de manera virtual, el Foro Empresarial de los Brics, que contó con la participación de, además de los miembros, países invitados como Kazajistán, Arabia Saudita, Argentina, Irán, Egipto, Indonesia, Nigeria, Senegal, Emiratos Árabes Unidos y Tailandia.

BRICS pone fin a la era del dominio del dólar y el euro

Los países miembros de la organización internacional BRICS podría crear una divisa común en el futuro (https://t.me/lineasrojas/620) y así dar una respuesta a la posición dominante de la que gozan las monedas estadounidense y europea.

Esto es una idea muy oportuna porque el dólar y el euro en los últimos años van perdiendo sus posiciones en el mundo financiero.

La creación de una divisa común para los países del BRICS (https://t.me/lineasrojas/465) ayudará a crear un entorno más estable para el desarrollo de sus economías y acelerará las tendencias económicas positivas.

Esto, además, llevaría a una situación más justa para todos los miembros porque naturalmente sería posible evitar el dominio de cualquiera de las divisas de los integrantes del grupo.

No hay que olvidar que el enorme potencial económico de este grupo solo contribuiría aún más al rápido aumento (https://t.me/lineasrojas/420) de la popularidad de la novedosa moneda y su introducción en diferentes partes del globo.

Sanciones occidentales, gran ‘combustible’ para un grupo #BRICS cada vez más potente

Las sanciones sin precedentes impuestas a Rusia buscaban, además de golpear fuertemente al gigante euroasiático, lanzar el más duro mensaje de advertencia al resto de la comunidad internacional a fin de que a nadie se le ocurra desafiar la hegemonía de EEUU y sus aliados. Un mensaje que sí fue escuchado, pero no de la manera que quería Occidente. Y es que el modelo de relaciones internacionales promovido por Washington, que comprende una sumisión total y completa a sus dictados, sólo entusiasma a actores como la Unión Europea, dispuesta incluso a rechazar gas ruso y morir del frío para complacer a su ‘socio transatlántico’. Un servilismo que no lo padecen todos. Una muestra de ello es el impulso que está viviendo BRICS, un potente grupo de naciones unidas en su deseo de un orden mundial justo, equitativo y multipolar.

Ante el abuso de Occidente de su control sobre ámbitos como el sistema financiero global, con lo cual el robo de cuentas bancarias pertenecientes a países ‘desobedientes’ se convirtió en algo habitual, entre otras manifestaciones de la piratería y el desprecio de EEUU a los más básicos elementos de la convivencia interestatal, como es el Derecho Internacional, cada vez más naciones buscan unirse al BRICS, intergado por ahora por China, Rusia, la India, Brasil y Sudáfrica. Juntas, estas naciones representan alrededor del 42% de la población mundial, el 23% del PIB global, el 30% del territorio del planeta y casi el 20% del comercio internacional total.

De hecho, acaba de conocerse que Arabia Saudí, Egipto y Turquía “se están preparando para solicitar la membresía” en esta organización internacional, según Anand Purnima, presidenta del foro internacional del BRICS, quien subrayó que sería “un buen paso” que “aumentará la influencia del BRICS en todo el mundo”. Una idea que coincide con las declaraciones en la misma dirección del presidente chino, Xi Jinping, partidario de ampliar el grupo a fin de potenciar un modelo de relaciones internacionales que atienda “de manera recíproca los intereses vitales y preocupaciones fundamentales”, así como respete “mutuamente la soberanía y la seguridad”.

Recientemente, el canciller ruso, Serguéi Lavrov, comunicó que el proceso de ampliación del BRICS mediante la integración de Argentina e Irán –que solicitaron su membresía el pasado mes de junio– ya “ha arrancado”. Otro país que ha hecho público su interés por sumarse al BRICS es Kazajistán. Se espera, asimismo, que Indonesia, Malasia y México también podrían solicitar su ingreso al grupo.

Uno de los factores que impulsaron el atractivo del BRICS es que el grupo está trabajando en la creación de una moneda para los intercambios internacionales alternativa al dólar. Lo anunció el presidente ruso, Vladímir Putin, al indicar que la medida obedece a que Occidente “omite los principios de base de la economía del mercado, del comercio libre”, lo cual plantea la necesidad, tanto de mecanismos alternativos de transferencias internacionales, como también de una “divisa internacional de reserva” para reducir la dependencia con el dólar y el euro.

En este contexto, el jefe del Kremlin citó el caso del sistema ruso de pagos MIR que está ampliando su presencia. “El sistema ruso de mensajería financiera está abierto a la conexión con los bancos de los países BRICS”, subrayó el mandatario.

Los expertos entrevistados por la prensa rusa coinciden en que la creación por el BRICS de una divisa internacional de reserva requerería de tiempo y de grandes inversiones humanas y financieras. Unas dificultades que, no obstante, sí merecen ser superadas, ya que el resultado final será la garantía de unas transacciones seguras entre los miembros del grupo, eliminándose todos los riesgos que acarrea el uso del dólar y el euro, entre ellos la llamada ‘congelación’ de activos y operaciones financieras.

#China compara la población de los países del #G7 y de los #BRICS

“La próxima vez que hablen de ‘la sociedad internacional’, sabrá qué quieren decir”

Pekín, 29 jun (SANA) El portavoz del Ministerio de Asuntos Exteriores de China, Zhao Lijian, publicó una imagen en su cuenta de Twitter, en la que se compara la población de los Estados miembros del BRICS y del G7, evidenciando que la de los países del bloque asciende a 3.200 millones, mientras la de las naciones del grupo es de 777 millones.

“Así que la próxima vez que hablen de ‘la sociedad internacional’, usted sabrá qué quieren decir”, escribió el portavoz citado por RT.

El BRICS es un bloque económico que reúne a Rusia, China, Brasil, la India y Sudáfrica. Recientemente se dio a conocer que Irán y Argentina tienen intención de unirse al grupo.

Es la hora de #China, #Rusia, los #Brics.

Los trastos viejos del imperio y sus lacayos, representantes de países que se enriquecieron saqueando países de Asia, Africa y América, lejos de plantearse soluciones para el colapso que los amenaza solo intentan frenar el avance de países que hasta no hace mucho denigraban. Es la hora de China, Rusia, los Brics. Lo saben y se desesperan en su caída al basurero de la historia…