#Ciencia de #Cuba y #Bélgica fortalecen vínculos tras #Covid-19

Camagüey, Cuba, 5 may (Prensa Latina) Universidades de Cuba y Bélgica entrelazan hoy proyectos científicos en tiempos de Covid-19 para combatir enfermedades respiratorias en la región del Caribe.

Tras más de un lustro de colaboración el Proyecto VLIR auspiciado por el Consejo de Universidades Flamencas, se enfoca en los campos de la Farmacéutica, Biomedicina y Ciencias Veterinarias en un vínculo que se fortalece con la casa de altos estudios de Camagüey.

Enrique Molina, coordinador del proyecto por la parte cubana de la Universidad de Camagüey, aseguró que esa institución ha recibido 300 mil euros para el desarrollo de laboratorios, investigaciones y toda una infraestructura «más allá de lo tecnológico».

Además de la colaboración con especialistas de la Universidad de Oriente y la de Ciego de Ávila, las coordinaciones procedentes del país europeo se han extendido con empresas de los ministerios de Salud Pública y de Agricultura.

En declaraciones a Prensa Latina, los investigadores belgas destacaron la trascendencia de los especialistas cubanos en los más diversos campos del saber.

«La ciencia cubana no se ha quedado detrás y ahora procuramos el impacto directo de estas investigaciones en la producción, y que lleguen los medicamentos a la población», dijo la académica belga Amm Cuyppers.

Para Paul Cos, representante del VLIR por la parte extranjera «aunque no lo sabemos todo de la naturaleza, sí puedo decir que los componentes de la medicina natural han sido clave en los fármacos antes y después de la Covid-19, así que este tipo de colaboraciones en estos tiempos tienen más realce aún».

Nuevas propuestas de preparados herbales a partir de la necesidad del país caribeño, limitado debido a las restricciones del bloqueo estadounidense, y la falta de medicamentos, le ahorra en materia financiera a la mayor de las Antillas considerables cifras monetarias.

Los centros académicos de las regiones de Flandes han sido a su vez un pilar en la colaboración científica en pos de garantizar la seguridad alimentaria en Cuba.

Muestra de ello en los últimos años han sido el proyecto ganadero auspiciado a su vez por la Universidad de la Camagüey y el propio Consejo Interuniversitario Flamenco-Cooperación Universitaria para el Desarrollo (VLIR-UOS).