Apuestan Cuba e Irán por consolidar colaboración científica

El Doctor Vicente Vérez Bencomo, director del Instituto Finlay de Vacunas (IFV), encabezó este martes una conferencia de prensa junto al Dr. Alireza Biglarí, máximo directivo del Instituto Pasteur de Irán.

Durante el intercambio, ambos directivos abordaron detalles sobre la historia de la colaboración entre La Habana y Teherán, así como sobre los futuros proyectos de cooperación científica de las dos instituciones, publica el IFV en su perfil oficial en Twitter.

“El Dr. Vicente Vérez, director del @FinlayInstituto y el Director del Instituto Pasteur de #Iran, ofrecen hoy conferencia de prensa. Se explica los antecedentes de la colaboración entre ambas instituciones y los proyectos futuros. #CienciaCubana #DiplomaciaCientífica #CubaViva”, tuiteó la entidad cubana.

Vérez Bencomo encabeza una representación cubana que se encuentra de visita de trabajo en el país árabe, que este martes también intercambió con Abolfaz Amouei, jefe del Grupo de Amistad con Cuba, y el embajador antillano en tierra iraní, Alexis Bandrich.

Además, Bandrich compartió en su perfil de Facebook la reunión efectuada la víspera entre Vérez Bencomo y el canciller Mohamad Yavad Zarif, en la cual fue resaltada la cooperación científica en el sector biotecnológico y la ingeniería genética, en particular la producción de vacunas en medio de la pandemia de la COVID-19, refiere Prensa Latina.

El IFV, perteneciente al Grupo Empresarial de las Industrias Biotecnológica y Farmacéutica de Cuba (BioCubaFarma), y el Instituto Pasteur iraní, firmaron el pasado 8 de enero un acuerdo para realizar ensayo clínico Fase III del candidato vacunal cubano anti-COVID-19 Soberana 02 en ese territorio del Golfo Pérsico.

En aquel momento, el portavoz de la Organización para Alimentos y Medicinas de la nación persa, Kianush Yahanpur, aseveró que una vez confirmados los resultados finales de eficacia de del candidato en Irán comenzaría la producción masiva de este producto en ese país.

Irán perseguirá a 46 estadounidenses por “terrorismo médico”

(EEUU no solo ha fracasado en el enfrentamiento a la Pandemia en su país, sino que ha aplicado una presión criminal contra otros países, como Irán, Cuba, Venezuela y otros, para impedir la llegada de medicamentos y el acceso a los alimentos de sus poblaciones.)

#TrumpTerrorista

Hispantv

La Fiscalía de Teherán iniciará pronto un proceso judicial contra 46 personas físicas y jurídicas de EE.UU., implicadas en el “terrorismo médico” contra Irán.

El director del Consejo de Derechos Humanos de Irán, Ali Baqeri Kani, ha dicho este lunes que la institución que preside ha elaborado una lista, con la colaboración del Ministerio de Inteligencia, compuesta por 46 personas físicas y jurídicas estadounidenses implicadas en la imposición de las draconianas sanciones contra la nación persa.

La mencionada lista ha sido presentada a la Fiscalía General de Teherán y esta última iniciará pronto un proceso judicial para perseguir y castigar a los individuos y entidades de Estados Unidos involucrados en el ejercicio del terrorismo médico contra los iraníes, ha subrayado Baqeri.

El responsable ha denunciado que la llamada política de ‘presión máxima’ de la Administración estadounidense, presidida por Donald Trump, se ha convertido en la “hostilidad máxima” contra la República Islámica, pero ha asegurado que la Justicia iraní no dejará sin respuesta los crímenes de Washington en su contra.

Ha cargado también contra los países europeos por acatar los embargos unilaterales de EE.UU. a la compra de fármacos y equipos médicos por parte de Irán y ha comparado a los que impiden el acceso de la gente en todo el mundo a los medicamentos con el grupo terrorista ultraviolento Daesh.

Sin embargo, Baqeri ha destacado que, pese a los esfuerzos “criminales” de los enemigos para evitar la llegada de medicinas a Irán, la República Islámica sigue siendo un país pionero en la producción de los insumos necesarios para este sector.

La Administración de Trump mantiene una política de ‘presión máxima’ contra Irán desde mayo de 2018 cuando sacó a EE.UU. del acuerdo nuclear firmado en 2015 con Irán y volvió a imponer las medidas coercitivas contra el país persa.

Aunque el comercio de bienes humanitarios, como alimentos, medicamentos y dispositivos médicos, con los países europeos es posible en teoría, las empresas europeas se niegan a hacer negocios con Irán por temor a las sanciones secundarias estadounidenses.

Las autoridades iraníes han denunciado una y otra vez el impacto negativo del “terrorismo económico y médico” de Washington y las restricciones que dificultan las importaciones de medicamentos, equipos y artículos de primera necesidad, y las califican de “crímenes de lesa humanidad”.